domingo, 8 de diciembre de 2013

Mi primer libro escrito por otro




Aquí estoy, bajo la forma de una canalización, tras introducirse dios u otro ectoplasma en mi interior. Como observarán el tamaño del libro es espectacular y la letra muy graciosa. No podía ser de otra manera, cuando dios escribe es así, no cuida los leismos, aunque le gustan mucho los libros escritos a lo grande, quizá demasiado grandes para los amantes de los libros de bolsillo y el tamaño de mis estantes


Cómo escribir tu primer libro y conseguir cierta repercusión mediática


Es todo muy confuso porque mi primer libro no lo estoy escribiendo yo. Durante una hora al día sujeto el bolígrafo y este escribe solo. No tengo la menor idea quién podrá ser el autor.

Es una lástima; para un libro que escribo resulta que no soy el autor. "¿Cómo es tu proceso creativo?" -Me preguntas- Siempre digo lo mismo; coger un boli y echarme la siesta, cuando despierto tengo unas cuantas páginas acabadas. No hace falta ni corregirlas, aunque la sintaxis sea horripilante. Imagínese que soy receptáculo, que el diablo o dios se introducen en mi y les da por escribir comedias absurdas, programas políticos y orientaciones precisas sobre cómo debe ser la ciudad del futuro, ¿quién soy yo para cambiar una sola coma? Me temo que ser una canalización solo me va a traer problemas. Aparecer en la escena pública con un libro bajo el brazo escrito por dios puede resultar gracioso pero no hará demasiada gracia. Yo hubiera preferido ser otro tipo de canalización, en la que un ectoplasma se introdujera en mi cuerpo y me preparara la cena. Pero la vida no es así, no es lo que uno quiere, al final siempre deciden los ectoplasmas.



 
Free counter and web stats