viernes, 20 de febrero de 2015

Pequeña propuesta monetaria para cuando España sea expulsada del euro


Algo asín

Propuesta monetaria

Antes de nada, reconocer mi falta de originalidad, pero quisiera ofrecer un par de aportaciones a la economía para cuando España sea expulsada del Euro.

En primer lugar, vender la nueva moneda un 10% más barata. Esto es, vender un millón de pesetas por 900.00. Esto, evidentemente, es seguro que ya se práctica en los mercados de divisas. Si no se hiciera, sin duda la idea es originalísima, pues además de conseguir inmediatamente enornorme masa monetaria, es más práctico que endeudarse sin fin. Algunos dirán "¡Es una barbaridad! ¡Vender duros a peseta!" Evidentemente, solo se aceptarían dolares o petrodólares. También se aceptarían rublos.  Pero para que funcione a la perfección esta propuesta, la nueva peseta deberá ser muy codiciada. Aquí van algunas ideas para que todo el mundo deseé la nueva moneda:

En segundo lugar, la nueva peseta ya no se llamará peseta, sino que buscará un nombre mucho más atractivo. Se me ocurre llamar "Leuro" a la moneda. Se trata de aplicar la tradicional picaresca española a la economía planetaria. Algo así como esas botellas de "Martini" que se llamaban "Maritrini", o "Lirios" en vez de "Larios". 

En tercer lugar, estas monedas tendrán exactamente la misma forma y peso que los euros, tanto en billete como fraccionada. Esto es muy práctico, pues cualquiera que tenga leuros, tanto en billete como en moneda, podrá introducirlos en máquinas dispensadoras de todo el continente y comprar cualquier cosa a un precio sensiblemente inferior al del mercado y además recibir cambio. En un mundo cada vez más automatizado donde los vendedores han sido sustituidos por máquinas, la idea es muy sugerente. 

En cuarto lugar, para evitar la inflación, se me ocurre que la mitad de los pagos que realice el Estado se haga en la moneda de más ínfimo valor, algo así como el céntimo de Euro. Ustedes ya saben que la mayor parte de los céntimos de Euro, se acaban perdiendo o en desuso, olvidadas en un bote o algo parecido.

En quinto lugar, ¿qué turista. mafioso, o pobre en recursos, no deseará esta moneda si puede hacer la compra casi gratis? Intuyo que el Leuro será muy querido por todos, incluidos estados y fondos de inversión.

En sexto lugar, la burbuja del Leuro habrá comenzado, llevándose por delante a la mayor parte de los países del continente que todavía utilizan el Euro. Imagino que una propuesta de este calado servirá para que el estado pueda negociar en igualdad de condiciones con el Banco Mundial y el FMI, porque de lo que es seguro, es que mi modesta aportación, es sin duda, legal.


 
Free counter and web stats