lunes, 27 de febrero de 2012

¡Encuentran a un hombre perdido en Mandril desde hace ocho años!

Cuando salga a la calle a comprar el pan, no olvide llevar siempre una brújula en el bolsillo para poder volver algún día a casa. Compruebe que la brújula se encuentra imantada. Si sale de casa sin brújula, un simple reloj de manillas podrá orientarle. Lástima que todos relojes sean digitales, porque tardará más tiempo, si es que llega, en reencontrarse con sus seres queridos


¡Perdidos!


En septiembre del año 2004 salió de su piso, y no regresó jamás

Todos los días desaparecen chicas y chicos en Mandril. Salen un día de su piso y se pierden. A veces transcurren ocho años hasta que alguien les encuentra. Si preguntas a los hombres perdidos dónde estuvieron,  es difícil que te respondan. Mandril está lleno de hombres perdidos. Si usted tiene programado salir hoy a la calle, no olvide de llevar siempre consigo una brújula


 
Free counter and web stats