sábado, 3 de noviembre de 2012

Ya hemos llegado


Ya hemos llegado

 Recuerdo el día que se acercó a mi y escuché por primera vez su voz -Se te ha caído esto- dijo, y me entregó un pequeño papel doblado. Lo abrí, y en él había escritas unas palabras que decían: Te quiero

Te quiero. Tuve que leer el papel varias veces. Durante las siguiente noches me costó conciliar el sueño. 

Semanas más tarde volví a encontrarme con ella -Ven conmigo- dijo, y caminamos en silencio adentrándonos juntos en la bruma. Era muy densa. Cuando nos detuvimos ella permaneció callada. Más tarde me susurró -Ya has llegado- Tuve que reunir valor para dirigirme a ella


- ¿Donde estamos?- la dije-

- ¿Te gusta?

- No veo nada, ni siquiera puedo verte

- Mira con atención ¿No lo recuerdas?

Entonces por primera vez vi sus ojos

- ¿Quieres creer -dije- que hasta este momento no sabía quién eras?




 
Free counter and web stats