jueves, 27 de diciembre de 2012

Ventajas e inconvenientes de la sociedad montañosa

 Podría ser la Tierra, si un día inesperadamente, se convirtiera en un planeta montañoso


La sociedad montañosa

Despertar. Salir a por el pan y descubrir que la panadería se encuentra justamente detrás de una enorme coordillera montañosa de varios miles de kilómetros de altura.

La aparición en la Tierra de cientos de millones de montañas repartidas por todo el planeta sería muy inconveniente pare el uso de la bicicleta, cuesta arriba, claro. Pero en la cuesta abajo, descender en bicicleta desde tú piso en la cumbre hasta la casa de tú madre en el valle, utilizando a la fuerza de la gravedad y a la inercia como único combustible, es maravilloso. Siempre acabas despeinado. En una sociedad montañosa el kilómetro habrá sido sustituido por la  hora. Para nada servirán los kilómetros, las distancias se medirán por minutos ¿Para qué me sirve saber que mi chica se encuentra a diez quilómetros, si tardo diez minutos o diez años en llegar hasta ella? El lugar de la cuesta, el arriba o el abajo donde nos encontremos, determinará las relaciones interpersonales, el trabajo, el amor y la amistad.

Boceto de un posible barrio de Mandril. No he dibujado las casas, ni el trenecito de via estrecha

Durante el surgimiento inesperado de montañas por doquier, se romperán presas, las autovías se resquebrajarán  y la red de oleoductos y el cableado de las telecomunicaciones quedarán inservibles. La llanura habrá desaparecido, y es probable que los aviones no encuentren terrenos adecuados donde aterrizar. Pero allí donde hay montañas hay pequeños trenecitos de vía estrecha que se han incorporado al paisaje. Los partidarios de la carretera nunca pudieron acabar con ellos. 

Desconozco muchas cosas de las sociedades montañosas, pero la vasca y la suiza eran más cooperativas y democráticas, en cuanto a democracia directa, que las sociedades de la llanura. No creo que sea un mito. Cuando un tipo que le gusta acumular poder llega un día a lo alto de la montaña y grita "¡Todo es mío!" o "¡Me perteneces!" Solo le responde el eco. 


 
Free counter and web stats