sábado, 2 de junio de 2012

Creación de un partido zombi

Partido Zombi
(Estrategias y avance de programa)

 Dominguet es un maldito zombi durante buena parte de su vida cotidiana, si no arrastrara tanto los pies, igual podría dibujar tebeos para sus amigos


Es el momento propicio. Con tan solo 400.000 votos es posible conseguir un diputado en las elecciones  al parlamento europeo, es decir, el 3% de los votos emitidos. Un acta de diputado permitiría a Dominguet realizar el sueño de cualquier artista, es decir; vivir sin trabajar de por vida. A no ser que durante un proceso revolucionario le cortaran la cabeza.

Todo el mundo sueña con un partido que unifique las necesidades de un pais. El partido más apropiado para ello sería uno que se denominara Partido Zombi (El Partido de los Muertos Vivientes).

Decir que un diputado perteneciente al Partido Zombi deberá ir con la indumentaria y la estética zombi. Ya saben, ropa desgarrada, algún moratón y sangre a borbotones. Vestir como un zombi y hacer campaña como un zombi, ya de por si, además del desencanto generalizado y la desconfianza que para entonces generarán entre  los electores las instituciones corporativas privadas y del estado, provocarán una caida sorprendente entre los partidos oficialistas y el crecimiento exponencial entre los partidos de coña. El espectáculo estará garantizado. Ningún elector quedará defraudado.

En realidad no es necesario un programa original o ingenioso para que el Partido Zombi consiga su propio diputado. Tan solo hay que copiar el programa del Partido Popular y del PSOE. No es necesario dar la vuelta al programa de estos como si fuera un calcetín, tan solo es necesario reescribirlo con las gafas de laspelícula "Están Vivos" de John Carpenter y esperar el dinerillo. Me explico; donde habitualmente encontramos escrito "garantizar la asistencia sanitaria universal", en el programa del Partido Zombi donde deberá poner "privatizar la sanidad y garantizar desigualdades". Y así con todo.

Eso si, el Partido Zombi lo único que prometerá será la verdad. Por ejemplo; que el diputado del Partido Zombi por fin dejará de fregar platos, que una vez desalojado de su acta de diputado escribirá un libro y que con la pensión vitalicia dibujará tebeos para sus amigos. Pero mientras es diputado llamará "partidos hermanos" al resto de partidos liberales, neoliberales y ultraliberales, y pedirá un gobierno de concentración de tecnócratas que nunca deberán ser elegidos por la ciudadanía. El programa plagiado del Partido de los Muertos Vivientes apostará por el empobrecimiento general de la población, la guerra de todos contra todos, la eliminación de todo límite, y la sustitución de toda regulación democrática por la libertad mercantil sin fin. Lo que preconizará el Partido Zombi será la abolición de la humanidad y el relevo de los hombres,  las mujeres y lo viviente por meras cosas. Es decir, la destrucción de los recursos planetarios, y más allá, la inmolación del planeta. 

Contamos con los votos de los descontentos, de los arrepentidos, los indignados, los abstencionistas, los ácratas que quieran disfrutar de un agradable velada, y con un número indeterminado de idiotas, es decir, neoliberales que no saben que lo son, autodenominados apolíticos que escupen a sus hermanos y todo tipo de imbéciles convencidos que no han sabido leer el programa de la alternativa zombi. Y se encuentran a millones.






 
Free counter and web stats